jueves, 23 de febrero de 2012

Pre juicios

Como había dicho hace 2 posts, al final del año pasado hubo una serie de comentarios que, por lo tonto que soy, me tomé más o menos personalmente, cuando desde luego, no iban conmigo en absoluto. Simplemente me hizo ver lo tremendamente distintos que somos cada uno. Y lo poco imaginativo que soy yo. Dice un dicho que "el ladrón piensa que todo el mundo es de su condición" ... y yo, como me considero "bueno" (en líneas generales), pues termino pensando que todo el mundo es como yo ... y no ... no es así.

En esto de internet hay muchos intereses y muy variados. En este aspecto mío de sacar de mí lo que me atormentaba, me interesé por webs de personas que me ayudaran, por lo que contaban en sus blogs, a ver otras perspectivas. Una persona fue porque creí reconocer a alguien que podría estar pasando por una etapa de su vida parecida a mi ex antes del divorcio. No me equivoqué, esta persona ha terminado siguiendo ese camino. Aunque cada uno es distinto, pero sí fuí capaz de intuir algunas inquietudes parecidas, sobre todo ese hartazgo de la situación descompuesta de una relación, atada ya sólo por el empaque institucional, que no emocional. Eso es lo que me llamaba la atención de su blog. Y no otros aspectos más mundanos, que es lo que parece que llama la atención a, por lo visto, una buena parte de los varones que lo visitan.

Por otra parte, leo también en muchos blogs comentarios de chicas que indican que nos ven a los hombres como demasiado centrados en buscar un tipo de relaciones en el que impere únicamente el contacto físico. Y me da a mi en la nariz que eso es cada vez lo que se estila más en ambos sexos. Las chicas parece que han descubierto un mundo que antes veían vedados a ellas y ahora imitan los comportamientos de los chicos. Y creo que nosotros venimos ya de vuelta de eso (aunque en mi caso nunca fuera así).

No se, es dificil hablar de este tema sin que te malinterpreten, pero era algo que quería sacarme de dentro. El decir "no" a la sensación de que se me encasille, aunque sea vía la generalidad, en una tipología de forma de ser, sin ser eso cierto. Me rebelo. Me rebela.

No sé si se me entiendo, pero yo si me entiendo. Necesitaba sacarlo y sufrir cierta catarsis al respecto. Espero no haber molestado a nadie, porque no es esa la intención.

Ea, ya está. Me voy de finde con mi grupo de amigos de toda la vida a pasar un finde en un casa rural en el norte de la península. Ganas de verlos a tod@s, de charlar horas y horas, beber y comer como si no hubiera un mañana, y reir sin parar. Si además hay también de lo otro ... jajajaja ... sería perfecto.

En fin, buen finde a tod@s. Cuidaros.

7 comentarios:

Kaoki dijo...

Egunon, Toro, desde este sábado perezoso, je...

Y justo por eso, por ser (de momento) perezoso e inactivo me he parado a leer tu blog, y lo he hecho de una sentada.

¿Sabes qué? Ha sido una sorpresa encontrar en este mundo bloguero a alguien que comienza como tú, pelín hundido (soy sutil, eh?), y comienza un ascenso interior en el que pasa de pensar "A ver si soy capaz de pensar algún día normal. No lo sé", a "la felicidad es un derecho", a seguramente, a día de hoy, ya tener la convicción de que, precisamente, la felicidad propia es un deber más que un derecho. Eso si, teniendo bien claro que nuestra felicidad nunca debe de ser a costa de la infelicidad de nadie...

Miro alrededor y veo a gente que normalmente encuentra una satisfacción malsana en la compasión ajena, que se quejan y se quejan pero no hacen nada por intentar cambiar ese mundo que les rodea y que tan insatisfactorios les parece. Y yo en eso soy muy talibana (empezando por mi misma, of course). Quien no hace nada para modificar lo que le produce dolor, tiene prohibida la queja.

A pesar de ser un completo desconocido, me alegro sinceramente de tu ascenso... y qué paisajes más maravillosos se contemplan desde lo alto de la montaña y qué aire más limpio se respira... verdad? Y lo bueno que tiene conocer la belleza del paisaje y la limpieza del aire es que enseguida, después, aprendes a reconocer lo feo y lo viciado. Sabes realmente lo que NO quieres. Y eres infinitamente más libre...

Sobre lo que te planteabas de cómo somos los hombres y las mujeres... jajaja... me he reído porque yo misma no sé cómo soy. Un lunes puedo ser una gatita mimosa que busco en "mi alguien" una caricia tierna en mi mejilla y el martes puedo ser una pantera que me lo follaría hasta dejarle sin aliento (y quedarme yo también sin él... je)... y todo está bien.

Si quiero solomillo iré a la carnicería y le pediré al carnicero/a un solomillo, no se me ocurre pedirle un muslo de pollo para disimular lo que realmente quiero. No le pediré un atún (porque sé que no lo vende). Y no me podría quejar por ello. Creo que eso pasa muchas veces entre las personas. Que no hablamos y decimos lo que realmente queremos o no. Y digo personas porque no me gusta generalizar en este tema. Creo que con nuestra edad (vaaale, tengo 44 tacos) ya es hora de no andar sobreentendiendo nada. Que la boca la tenemos para algo y es para algo más que para eso (que casi todos estamos pensando).... todos, hombres y mujeres.

Mmmmm... y puede que hablando de más te diré que yo creo que la única diferencia (aparte la obvia, claro) entre los hombres y las mujeres es que, generalmente (salvo honrosas excepciones en las que no sé si está usted incluído), las mujeres no actuamos hasta haber valorado muy bien las consecuencias, y los hombres soléis (ahora viene cuando me dá...)valorar las consecuencias a posteriori.

Ya ves... aquí... perezosa y generando polémica... je.

Lo dicho, Toro, que me reconforta ver que hay gente que cuando ve una cuesta hacia arriba se anima a andar y ver qué hay allí. A mi me ha reconfortado pero tú estás viviendo la recomensa, verdad?

(sorry por el rollazo, pero...)

Muxu bat

Anónimo dijo...

hola toro solitario¡¡¡
tines mucha razón en revindicarte. No hacemos más que ponerno etiquetas y las generalidades no son buenas.
Para mí que tanto hombre como mujeres andamos muy perdidos en estas cosas del amor. Y como no sabemos que hacer hay quien tiende ha hacer aquello que creer que el otro busca o a cosificar al otro para que no te importe, no duela. Y asi nos luce el pelo¡¡

Al igual que KAOKI yo me alegro de que pastes en prados más verdes¡¡ ajjaaja. Y me gusta esa idea que nos plantea de no conformarnos, de subir la cuesta empinada y buscar aquello que queremos. vivan los valientes que siguen ese camino. Bravo a alos dos.
Yo aún no se cual es ese camino aa seguir , a mis 28 tiernos años, jejjeje pero si lo encuentro espero tener las ideas tan claras como KAOKI y la enterece del TORO SOLITARIO para recorrerlo.

Anónimo dijo...

POr cierto soy RUTSA, que el bloger me encuentra hoy un poco anónimo en mis comentarios ajajajjaj.
No quiere que aperezca ni en este ni en el de la otra entrada.

Anónimo dijo...

hola toro solitario¡¡¡
tines mucha razón en revindicarte. No hacemos más que ponerno etiquetas y las generalidades no son buenas.
Para mí que tanto hombre como mujeres andamos muy perdidos en estas cosas del amor. Y como no sabemos que hacer hay quien tiende ha hacer aquello que creer que el otro busca o a cosificar al otro para que no te importe, no duela. Y asi nos luce el pelo¡¡

Al igual que KAOKI yo me alegro de que pastes en prados más verdes¡¡ ajjaaja. Y me gusta esa idea que nos plantea de no conformarnos, de subir la cuesta empinada y buscar aquello que queremos. vivan los valientes que siguen ese camino. Bravo a alos dos.
Yo aún no se cual es ese camino aa seguir , a mis 28 tiernos años, jejjeje pero si lo encuentro espero tener las ideas tan claras como KAOKI y la enterece del TORO SOLITARIO para recorrerlo.

Rutsa dijo...

hola toro solitario¡¡¡
tienes mucha razón en revindicarte. No hacemos más que ponerno etiquetas y las generalidades no son buenas.
Para mí, que tanto hombres como mujeres andamos muy perdidos en estas cosas del amor. ( hay que hacer un manual ya¡¡¡ ajjjaja). Y como no sabemos que se espera de nosotros hay quien tiende ha hacer aquello que cree que el otro busca, o lo que hace la mayoría o a cosificar al otro para que no te importe, no duela. Y asi nos luce el pelo¡¡

Al igual que KAOKI yo me alegro de que pastes en prados más verdes¡¡ ajjaaja. Y me gusta esa idea que nos plantea ella de no conformarnos, de subir la cuesta empinada y buscar aquello que queremos. Vivan los valientes que siguen ese camino. Bravo a los dos.
Yo aún no se cual es ese camino a seguir , a mis 28 tiernos años, jejjeje pero si lo encuentro espero tener las ideas tan claras como KAOKI y la enterece del TORO SOLITARIO para recorrerlo.

toro solitario dijo...

Egunon, Kaoki. Bievenida a este blog! Me alegro que te guste y que hayan cosas en las que coincides. Significa que no seré tan malo explicándome como siempre he pensado!!! ;-)

Tus palabras me han hecho escribir la siguiente entrada, así que mi respuesta va x ahí. Espero seguir viéndote x estos lares. Gracias.

toro solitario dijo...

Rutsa, que con 28 ya no eres cordero lechal, ya has echao dientes y pastas en las praderas como los demás!!! ;-)

Yo creo, x lo que leo en tu blog, que tienes muchas más agallas de las que te crees tu misma. Quítate ese freno que te pones tu misma y vive! Verás como te salen cosas que creías imposibles. besotes.